Clube de Adictos a Deep Purple

Púrpura Chess

This blog is basically a musical site. Here we talk about the music we like, using different angles. As dear and missed Jon Lord once said: “Music is the highest kind of Art that exists”. I think the same way too.

Púrpura Chess

Púrpura Chess

lunes, 20 de abril de 2015

A vueltas con Black Sabbath. Ozzy Osbourne - Bill Ward. I



En estos últimos días se han producido una serie de comunicados entre Bill Ward y Ozzy Osbourne en torno a la última fallida reunión de los cuatro miembros originales de Black Sabbath del pasado año 2011 y que dio como fruto el disco en estudio “13” y su consiguiente gira mundial (España no incluida, claro). Los agrios comentarios vertidos por nuestros protagonistas tres años después superan el nivel de tensión que se alcanzó cuando se destapó la polémica de la no inclusión del batería Bill Ward en la cacareada reunión de los de Birmingham.


La bomba la lanzó hace unos días el propio Ward cuando, en una carta abierta en internet, le pedía a Ozzy que se disculpara por todo el affair que desembocó en su no participación en la reunión y que Ward considera, básicamente, una falta de respeto; el propio Bill asume que no habrá vuelta atrás y que no podrá volver a ver a Ozzy como un amigo. Todo el asunto consistió en que el mánager de Ozzy – su esposa Sharon Osbourne – le ofreció a Bill Ward un contrato económico menor que el de los otros tres miembros originales además de buscarle un sustituto para que no realizase los conciertos completos. El asunto terminó con el rechazo de Ward ante semejante contrato y con la contratación de dos baterías sustitutos – Brad Wilk y Tommy Clufetos - para grabar el disco y realizar la gira.


Al día siguiente Sharon, por boca de Ozzy, contestó a Bill a través de facebook. En el comunicado Ozzy no solo no le pide disculpas a Ward, sino que se reitera en lo dicho en su día; bueno, digamos que exagerando un poquito. Ozzy comenta que le hubiera haber zanjado esto de modo personal pero que el paso de Ward le obliga a responder así. Nuestro querido Madman le pide a Ward que deje de hacerse la víctima y que reconozca la verdad. En su comunicado le dice a Ward que no se encontraba físicamente en condiciones de afrontar una gira de dieciséis meses con actuaciones de dos horas de duración y solos de batería incluidos. También le espeta que deje de marear con el supuesto contrato – sin aclarar nada del mismo, eso sí – y que pare todo este asunto de una vez. ¿Gira de dieciséis meses? Desde luego que este Ozzy es un cachondo, no deja de sorprenderme.


Veinticuatro horas después hemos podido leer la réplica de Bill Ward a este duro comunicado vertido desde el campamento Osbourne. En su nueva réplica pone firme a Ozzy y por extensión a Sharon Osbourne. Lo primero que hace es recordar a Ozzy que, pese a no querer tratar el tema en público, el propio Osbourne lo comentó en las entrevistas que realizó para la prensa en la primera mitad del año 2012 y que nada de esto hubiera salido a la luz si se hubiese dirigido primero a él personalmente. Comenta con un sabor agridulce que, respecto a lo de los conciertos de dos horas y la gira de dieciséis meses, es la primera vez que lo escucha. Se pregunta Bill si no se lo podían haber comentado cuando se vieron varias veces para ensayar desde finales de 2011 hasta principios de 2012; nadie le dijo nada. Con respecto a sus problemas de salud y sobrepeso responde que no era nada que le permitiese llevar a cabo el tour, de hecho una de sus cirugías era menor y la llevó a cabo al encontrarse laboralmente desocupado; con respecto a sus otros ingresos respondían a cuestiones de salud inesperadas y que no se podían presagiar meses antes. Le vuelve a recordar el contrato que, dicho sea de paso, nadie del entorno de Ozzy ha desmentido y de paso le lanza un dardo envenenado a Sharon Osbourne. Sentencia Bill finalmente que lo siente por todo el pasado que les une pero que, pese a desearle lo mejor, corta el vínculo que tenía con Ozzy.


La tormenta está desatada, por lo que conviene estar atento a las nuevas perlas que escupirá el pobre Ozzy de la mano de Sharon, su mujer. Conviene retroceder un poco en el tiempo para hacerse una idea más completa de todo este entramado de dimes y diretes. Desde que Tony Iommi y Geezer Butler se volvieron a aliar con el tristemente desaparecido Ronnie James Dio para reinventarse y triunfar con Heaven & Hell, Ozzy se empeñó por activa y por pasiva en cerrar todas las puertas a cualquier posible reunión con Sabbath. Curiosamente Ozzy y Ward han sido los dos miembros de Sabbath que más unidos han estado a lo largo de todos estos años, lo que se ha traducido siempre en impedimentos para que otros vocalistas se pusieran al frente del micro de Black Sabbath, especialmente para Ronnie Dio. De todos es conocida la antipatía que ha sentido Ozzy por Dio desde que el segundo le sustituyó al frente de su banda madre en 1980, consiguiendo hacer resurgir de sus propias cenizas a un grupo defenestrado; de hecho fue el propio Bill Ward el que se echó atrás a última hora antes de la publicación de “Heaven & Hell”. La historia se volvió a repetir cuando se volvieron a reunir en el 2006 con motivo de la publicación de un nuevo recopilatorio de Black Sabbath, nuestro querido batería estuvo mareando la perdiz hasta que se desvinculó del proyecto, por lo que Iommi volvió a recurrir a Vinny Appice; en las dos ocasiones Bill Ward comentó que no veía a unos Black Sabbath sin Ozzy, poco podía presagiar la puñalada trapera que le clavaría nuestro ladrador favorito. Todo eran sonrisas y alegrías entre Iommi – Butler – Dio, nadie se acordaba de Ozzy o comentaban que era imposible volver a reunir a Sabbath con él. Falleció Dio el 16.05.2010 y el 11.11.2011 se anunciaba la reunión de la formación original con Ozzy. Huelga todo comentario.

                                                   Heaven & Hell (Black Sabbath con Dio).

                                                        Black Sabbath. Reunión 2011.

La sorpresa llegaba cuando, durante los primeros meses de 2012, se hacía público que Bill Ward no llegaba a un acuerdo con los otros Black Sabbath para formar parte de la reunión. Parece ser que a Ward le ofrecieron un contrato económico menor que a los otros tres miembros, además ha trascendido que no se fiaban del estado físico de Bill para afrontar la grabación y la gira mundial que tenía previsto realizar el grupo. Cuando hablamos de los mánagers conviene aclarar que nos referimos a Sharon Osbourne, la dura esposa de Ozzy que guía todos sus pasos y de la que incluso hasta el mismísimo Lemmy Kilmister comentó en una ocasión que tiene más pelotas que cualquiera y que con ella no se bromea…y Lemmy tampoco bromea. 

                                                            Sharon Osbourne.
 
Hubo un duro toma y daca entre Sharon Osbourne y Bill Ward hasta que el batería publicó un comunicado en el que reconocía que estaba fuera de la reunión debido a las injustas condiciones que la esposa de nuestro lanzador de cubos de agua favorito le imponía. A todo esto Iommi y Butler calladitos, no sea que se les jodiera la reunión. Desgraciadamente Tony Iommi bastante tenía con su lucha contra el cáncer de linfoma que acababa de hacer público también a principios de 2012 y que a día de hoy, afortunadamente, parece tener bajo control. Desde aquí le deseamos todo lo mejor. Finalmente el disco de reunión, titulado “13”, se publicó en junio de 2013. 

                                                              Tony Iommi.

Entre todas las tonterías que salieron de la boca de Ozzy para justificar la decisión de no contar con Bill Ward, hay algunas realmente cachondas. El propio Ward se sorprende cuando se habla de la gira de dieciséis meses prevista para promocionar el disco de reunión, nadie le comunicó nada de eso en su momento. Finalmente la gira que se realizó tuvo cuatro tramos:
20 Abril – 12 Mayo de 2013: Australia y Japón. 9 conciertos.    
25 Julio – 1 Septiembre de 2013: EEUU. 19 conciertos.
4 Octubre – 26 Octubre de 2013: Latinoamérica. 9 conciertos.
1 Junio – 27 Junio de 2014: Europa.  9 conciertos.
En total fueron cuarenta y seis conciertos y algo más de tres meses y medio de gira, repartidos en un año y dos meses. Tras cada show estaba programado al menos un día de descanso y, a veces, más de dos o tres. Habrá que preguntarle a Sharon qué tipo de cuentas efectuó para que le salieran dieciséis meses de gira.        

                                                         Ozzy y Bill Ward.

Es cierto que la enfermedad del guitarrista Tony Iommi trastocó las actuaciones y la planificación de la gira, pero también es verdad que Ozzy Osbourne lleva haciendo estas “pseudo giras mundiales” con pocas actuaciones y conciertos de poco más de una hora de duración desde hace treinta años. El estado de forma de Ozzy lleva bastantes años siendo precario, y de su voz mejor ni hablamos porque se lleva arrastrando por los escenarios ofreciendo interpretaciones vocales sonrojantes desde hace años. Por este motivo sus declaraciones vetando a Bill Ward por estar gordo o por no encontrarse en forma rayan el cinismo. Pero bueno, qué podemos esperar de un señor que, según reveló hace tiempo su hija Kelly Osbourne, cuando fue a hablar con su profesora se quedó dormido y empezó a tirarse pedos durante la entrevista debido a su peculiar estado de salud. Desde ese momento el entrañable Madman tiene vetado su acceso a dicho centro de estudios. Eso sí que es “School’s out” y no lo de Alice Cooper. Impagable momento. De hecho el anecdotario de payasadas que ha llevado en público nuestro hombre daría para un libro, supongo que habrá que dedicarle una entrada por aquí en el futuro.

                                                              Ozzy en su salsa.

Pero es que si nos detenemos a pensar durante unos segundos, el motivo que impedía a Bill Ward ser tratado como un igual por sus compañeros de grupo no parecía ser válido para los problemas de salud de Tony Iommi. Parece ser que a Iommi sí se le podía esperar pero a Ward no. Es que no hay por dónde cogerlo.
Incluso en un puro ejercicio de hipocresía el propio Ozzy le dice a Ward que deje de ir de víctima y que no mienta al público…y lo dice un señor que no ha presentado ni una sola prueba de todas las acusaciones que realiza sobre Bill Ward y que en muchas de sus declaraciones a la prensa no sabes si tomártelo en serio o como la caricatura de pantomima con la que solía ridiculizarse sin el más mínimo rubor para entretener al público norteamericano en aquel despropósito televisivo en forma de reality chapucero que respondía al nombre de “The Osbournes”; como daba dinero, sin problemas. Imagino que el hecho de lanzar esta serie de comunicados puede buscar además una triste publicidad para sus próximos proyectos artísticos. Desgraciadamente, a veces, todo vale.

                   Ozzy en acción.                                    Ozzy con Justin Bieber.                 Ozzy y Sharon.

En fin, un desafortunado episodio más destinado a ensombrecer ese fantástico legado musical que supone la discografía de Black Sabbath. Quedémonos escuchando esa joya que produjo y ensambló Rick Rubin bajo el nombre de “13” e intentemos olvidar estas esperpénticas trifulcas más propias de los tristes personajillos de nuestra telebasura hispana.




27 comentarios:

  1. Todo sea por la pasta...
    Claro que la culpa es de quien es, nuestra, que luego pagamos 100 pavos por un concierto de hora y media de unos abueletes.
    ...que vienen los Judas ^^...
    Por cierto si te quieres pasar tengo un nuevo blog para darle salida a los videos de Youtube y así me hago un poco de promo como haría Sharon :)))
    http://roberhuerting.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Muy feo lo que le hicieron a Bill Ward, lo que tampoco es de recibo es que el otro siga con la pataleta tres años después.

    ResponderEliminar
  3. Lo de la última reunión de Black Sabbath fue de traca, el disco es correcto pero el circo montado alrededor de Ozzy y orquestado por su mujer Sharon es patético. ¿No cogen a Ward por si acaso tiene problemas de salud? pero si Ozzy lleva toda su vida cancelando conciertos porque no puede con su vida. pero, claro, como es Ozzy no pasa nada.

    Ahora la última es que parece que Ozzy va a hacer algo en solitario, igual que Bill ward. Igual todo esto es para generar expectación y publicidad gratuita de esa que tan bien sabe hacer Ozzy.

    Juanfran.

    ResponderEliminar
  4. Aquí quien maneja los hilos es Sharon Osbourne, que ha dirijido con mano de hierro la carrera de Ozzy. Y está claro que sin sus decisiones ahora Ozzy probablemente estaría hecho un yonqui o un alcoholico tirado en cualquier esquina. Otra cosa es que sea coherente con lo que entendemos que debería ser una carrera musical íntegra, eso es otro debate. Fermín.

    ResponderEliminar
  5. Mira que soy acérrimo de Black Sabbath y Ozzy & Randy, pero lo que lleva años haciendo Ozzy es lamentable y lo de Ward fue una cerdada de marca mayor.
    Yo fui uno de los que se tragó el "show" de Ozzy en Vitoria en 2011 y cuando al año siguiente se cayó Sabbath del cartel y traían Ozzy & Friends no perdí un segundo en devolver el abono, una cosa es una cosa y otra ya que se rian en tu cara.
    Saludos.
    Alberto de Burgos.

    ResponderEliminar
  6. El único mérito que le veo al señor Osbourne es el de haber sabido rodearse de grandes músicos. Los discos de Sabbath son buenos, pero sus discos en solitarios son aun mejores.
    Sin embargo es un cantante mediocre, con cero estilo y que saca adelante los conciertos a base de hacer payasadas, pero como es Ozzy de Black Sabbath, pues la gente encantada. Rubén.

    ResponderEliminar
  7. Es cierto que la voz de Ozzy no es la más técnica ni la más poderosa, pero tiene un timbre muy particular que le hace muy personal. Los discos de Black Sabbath con su voz son especiales y nadie ha conseguido superarlos, aunque se hayan puesto al frente del micro cantantes con mejores voces o recursos.

    Y con su banda en solitario tiene una de las discografías más sólidas que existen, así que no será tan inutil como mucha gente le pone. Digo yo.

    Otro tema es todo lo de su imagen pública, su mujer/manager/ogro sin escrúpulos, sus adicciones y todo el circo que tiene a su alrededor. Yo hablo de música, y poca gente le puede hacer sombra a la discografía del Madman.

    Dicho queda. Jorge.

    ResponderEliminar
  8. Ozzy tiene un timbre de voz personal...y, para mi gusto, insoportable. Por si fuera poco, cuando le ves en vivo parece de esta gente que se ha quedado colgada de tantos excesos. En muchos aspectos da más pena que otra cosa.

    Nadie duda del pasado de este hombre, ni de la calidad de los discos en los que ha participado o que han salido bajo su nombre, pero creo que la triste realidad es que se lo hacen todo los músicos y productores que contrata. ¿Alquien se imagina a Ozzy sentado al teclado o a la guitarra componiendo algo, ya no brillante, sino simplemente con sentido musical?. Seamos serios, si hasta el propio Geezer Butler declaró en su momento que era él quién le componía las líneas de voz y las letras a Ozzy.

    Grandes discos, nadie lo duda, Las dudas serias vienen en cuanto a la calidad musical o compositiva de Ozzy. Luque.

    ResponderEliminar
  9. Esto va de música ¿no?, pues si hablamos de música Ozzy Osbourne y Black Sabbath son de los principales referentes dentro del Heavy Metal y del Rock duro en general. la discografía de Ozzy, tano con Sabbath como en solitario, es sólida como una roca, le pese a quién le pese.
    De lo de su imagen y todo ese rollo a mí no me interesa en absoluto. Se puede hacer fotos con todos los Justin Biebers o hacer todos los realitys de Tv que quiera, yo hablo de música.

    Adolfo.

    ResponderEliminar
  10. Venga ya hombre. Ozzy es un pedazo de paquete importante, ni canta, ni toca, ni compone, ni "ná de ná". Tiene buenos discos pero no son para tanto (sobre todo los últimos que no soy capaz de escucharlos enteros de una vez).
    Ozzy es un tío que se ha hecho famoso por sus payasadas y por la campaña de marketing que hizo Sharon en su día alrededor suya. Pero de coherencia musical, vamos, nada de nada.

    Si en España a algún músico de rock se le ocurre hacer la mitad de lo que ha hecho Ozzy se le crucifica en ceremonia pública (léase Fortu con sus participaciones en concursos televisivos), pero con el rollo ese del Madman, la voz de los primeros Sabbath y demás, pues eso, que tira p'alante y listo.

    Gorka.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completamente de acuerdo con Gorka +++++++++++++++++

      Eliminar
    2. Vale que Ozzy no es el músico más virtuoso del planeta, pero supongo que si está dónde está algo de música debe tener en su interior ¿no?

      Algo de justicia para el tío Ozzy, que con su música nos ha hecho un poco más felices... a algunos. Pedro.

      Eliminar
  11. Anunciados dos nuevos trabajos en solitario de Bill Ward que verán la luz en unos meses: Accountable Beasts y Beyond Aston.

    Publicidad gratuita con el rollo de Ozzy. A ver cuanto tarda Ozzy en anunciar nuevo disco, ya se había especulado con una serie de conciertos de residencia en Las Vegas (lo han hecho otros artistas recientemente como Motley Crue, Def Leppard...)

    ResponderEliminar
  12. Totalmente de acuerdo con Jorge, Adolfo y Pedro. Ni el metal ni el rock en general serían lo mismo sin Ozzy Osbourne. Pese a todas sus excentricidades creo que se merece un mínimo de respeto, ese que a veces ni siquiera él mismo se tiene, lo reconozco. O es que acaso alguien se arrepiente de la reunión aunque haya sido sin Ward? O a lo mejor es que este último compuso más y mejor que Ozzy en sus años en Sabbath? No seamos demasiado injustos, por favor. El que crea que en directo es patético que no vaya a verlo. Lo que es innegable es que cada disco de estudio suyo no baja de la categoría de notable.

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. El principal problema de Ozzy, además de su nula capacidad musical (ni canta, ni toca, ni compone), es que se toma a sí mismo como una pantomima, un payaso que hace de reír al personal gracias a toda una suerte de estupideces que le dejan a la altura del betún. Imposible tomarse en serio a este sujeto...ni su mujer ni él mismo lo hacen.

    ResponderEliminar
  15. Los primeros discos de Ozzy en solitario son buenos (y quitando los de Randy Rhoads ninguno es una maravilla). Otra cosa es hablar de los dos últimos, Black rain y Scream, que son insulsos y no tienen defensa posible. Por lo que nos tenemos que remontar al 2001 para escuchar un disco de Ozzy decente (Down to earth). Vamos, que no veas si tiene cuento el amigo. A vivir de las rentas (como otros tantos). Luque.

    ResponderEliminar
  16. Cuánto daño hizo Geezer con esas declaraciones, tan injustas como estoy seguro que inexactas. Las líneas vocales de Ozzy tienen mucho en común desde la época Sabbath hasta la actualidad. Un ejemplo muy notable (aunque no incluya la primera era) serían los paralelismos entre dos temas como son Goodbye to Romance y Dreamer. Quizá fue que Randy Rhoads bajó del cielo para componérsela.
    Por otro lado debo añadir que para componer no es imprescindible saber tocar instrumento alguno, aunque Ozzy sí sabe tocar la armónica, todo sea dicho.

    ResponderEliminar
  17. Cuánto daño hizo Geezer con esas declaraciones, tan injustas como estoy seguro que inexactas. Las líneas vocales de Ozzy tienen mucho en común desde la época Sabbath hasta la actualidad. Un ejemplo muy notable (aunque no incluya la primera era) serían los paralelismos entre dos temas como son Goodbye to Romance y Dreamer. Quizá fue que Randy Rhoads bajó del cielo para componérsela.
    Por otro lado debo añadir que para componer no es imprescindible saber tocar instrumento alguno, aunque Ozzy sí sabe tocar la armónica, todo sea dicho.

    ResponderEliminar
  18. Cuánto daño hizo Geezer con esas declaraciones, tan injustas como estoy seguro que inexactas. Las líneas vocales de Ozzy tienen mucho en común desde la época Sabbath hasta la actualidad. Un ejemplo muy notable (aunque no incluya la primera era) serían los paralelismos entre dos temas como son Goodbye to Romance y Dreamer. Quizá fue que Randy Rhoads bajó del cielo para componérsela.
    Por otro lado debo añadir que para componer no es imprescindible saber tocar instrumento alguno, aunque Ozzy sí sabe tocar la armónica, todo sea dicho.

    ResponderEliminar
  19. No puedo estar más que de acuerdo con Velkar. Ozzy Osbourne tendrá muchos defectos, desde luego, y la mayoría potenciados por él mismo, pero nadie aguanta más de cuarenta años en el "candelabro" si no tiene algo de talento...¡al menos algo! Que todos tenemos algunas de sus canciones en nuestras cabeceras y nos han acompañado durante gran parte de nuestra vida (y lo que nos queda).
    No quiero entrar en comparaciones, que siempre son odiosas, pero estoy seguro que a mí no me gustaría tanto la música si no hubiese existido este loco entrañable al que, por cierto, pese a sus años de excesos de todos los tipos y colores, continúa en la brecha con mucha salud.

    A la salud de Ozzy. Andrés Figol.

    ResponderEliminar
  20. Ozzy tiene buenos discos pero tampoco son para tanto, y los últimos son aburridísimos. Además él mismo es una especie de grotesco personaje trasnochado que da más pena que otra cosa. Tuvo la fortuna de encontrarse por su camino con Randy Rhoads, que le enseñó a construir grandes canciones para esos años ochenta (recordemos que todo lo que "hizo" Ozzy antes no se parece ni por asomo al material de sus dos primeros discos en solitario). Después simplemente se ha dedicado a comprar con dinero a buenos músicos que le han compuesto buenos discos en una onda similar (menos los últimos).
    Para resumir: Ozzy = KK. Le pese a quién le pese.

    PD: Y de sus apariciones públicas de los últimos tres o cuatro años es mejor ni hablar. De vergüenza ajena.

    ResponderEliminar
  21. El principal mérito de Ozzy desgraciadamente es el de tener a un mánager que hace su trabajo muy bien. Luque.

    ResponderEliminar
  22. El matrimonio Osbourne tenía la intención de continuar con su desagradable reality televisivo, pero parece ser que la cadena televisiva le ha revocado el contrato o algo así. Me alegro, menos basura Tv. Seguro que ha supuesto un serio contatiempo para las ansias económicas de Sharon así que igual pronto tenemos al Madman haciendo una nueva "gira" o grabando algo con Sabbath.

    Esto es integridad artística. Por Dios.

    ResponderEliminar
  23. Lo que está claro es que el pobre Ozzy es una mina para el personal, desde la todopoderosa Sharon Osbourne hasta este humilde pequeño reducto en forma de blog musical, parece que todo el mundo quiere opinar del circo que desgraciadamente tiene montado nuestro payaso favorito.

    Es cierto que hace unas pocas horas saltaba la noticia. La anunciada nueva temporada del infumable petardo televisivo llamado The Osbournes no va a salir a la luz. Por lo visto el poderoso canal americano VH1 lo ha hecho público alegando una serie de problemas contractuales y legales, deseándoles lo mejor a la "entrañable familia"; todo muy americano.

    De cualquier modo no puedo estar más de acuerdo con muchas de las opiniones que se han colgado por aquí con respecto al affair musical-artítico-creativo de Ozzy Ozbourne. Es un señor que ha tenido la suerte de encontrarse en su camino con la ferrea mano de su mujer, que ha sabido buscarle con mucho acierto los músicos necesarios a lo largo de los años para que le sacaran las castañas del fuego en lo que se refiere al aspecto musical. Esto es una realidad que ofrece poca discusión. Los discos de Ozzy son muy buenos, tiene un par de ellos excepcionales - "Blizzard Of Ozz" y "No More Tears" -, y los dos últimos son, excepto un par de temas, simplones y sin chispa; es una opinión, por supuesto. El principal fallo que tienen es la voz de su cantante, la voz de Ozzy es mala de por sí y lleva un montón de años que está para los tigres, haciendo el ridículo en la mayoría de sus actuaciones en directo - y no me refiero a su puesta en escena, que ya es de un chabacano que raya la vergüenza ajena. Para colmo no compone un pimiento, no toca ningún instrumento - bueno, la armónica, que no sé si es mejor o peor -, incluso él mismo lo reconoce según el día que le pilles. Mucho me temo que, de no ser por Sharon, no sé qué sería de Ozzy. La sensación que siempre me ha dado es la de esos borrachos, pero de "mal rollo", de los que pueden hacer cualquier cosa cuando están bajo los efectos de según qué sustancias.

    Otra de las miles de anécdotas cachondas ocurrió cuando hicieron una de las ruedas de prensa para presentar el último disco de Black Sabbath. Convocaron a la prensa en un lujoso hotel californiano para una pre escucha del disco y parece ser que en un momento determinado Ozzy tiró al suelo un pegote de salsa del catering con el que la compañía agasajaba a la prensa. No sabemos cómo se las arregló Ozzy para, nada más entrar y servirse algo, derramar la salsa al suelo. Sin problemas, antes de que uno de sus lacayos lo intentase arreglar, nuestro encantador Madman lo solucionó tirando una servilleta de hilo fino para tapar la mancha, por lo que consiguió estropear aún más la dichosa moqueta. Lo que toda la vida nos han dicho desde pequeños con las alfombras y moquetas no se lo debieron decir a nuestro querido Ozzy. Un destello más de la peculiar singularidad de nuestro hombre.

    Me voy a escuchar “Mr Tinkertrain”, que si no me deprimo.

    ResponderEliminar
  24. Que no repongan una nueva temporada de los Osbournes es una estupenda noticia. La gente debería conocer a Ozzy por su música y sus estupendos discos, tanto con Black Sabbath como en solitario, y no por sus tristes episodios mediáticos que le hacen parecer poco una marioneta sin criterio.
    Tampoco creo que haya compuesto practicamente nada de la música de firma, lleva media vida consumido por los excesos y parece que está medio ido, pero ¿quién es el guapo que pone nombre a tantas obras maestras?

    ResponderEliminar
  25. Del que poco se habla es de Bill Ward. Vale que estuvo muy mal lo que le hicieron apartándole de la reunión de Black Sabbath, pero eso ocurrió hace tres años. ¿Por qué lo vuelve a sacar a la luz ahora?. Muy sencillo, para publicitar su nuevo cd.

    Eso no exime a la banda ni a las tonterías que hace en público Ozzy, que resultan más penosas que otra cosa. Si hablamos estrictamente de música el asunto es otro, eso está claro.

    R.Lucas.

    ResponderEliminar