Clube de Adictos a Deep Purple

Púrpura Chess

This blog is basically a musical site. Here we talk about the music we like, using different angles. As dear and missed Jon Lord once said: “Music is the highest kind of Art that exists”. I think the same way too.

Púrpura Chess

Púrpura Chess

miércoles, 16 de noviembre de 2016

Ian Gillan: “Sounds Spectacular”. Los discos fantasmas. VI.


Durante este mes de Noviembre Ian Gillan pone en marcha una serie de conciertos en solitario por algunas de las ciudades más frías de Europa. Este pequeño tour se inició el pasado día cuatro de Noviembre con la actuación en Sofía y se alargará hasta casi finales de mes, terminando el día diecinueve en la polaca ciudad de Varsovia. Nuestro querido vocalista se presenta con el acompañamiento de una orquesta y un grupo de Rock dirigido por el incombustible teclista Don Airey. Estos conciertos representan sus primeras actuaciones en solitario desde las que hiciese en el año 2009, si exceptuamos sus participaciones en el proyecto Rock Meets Classic que reúne a distintos cantantes, y que sirvieron de promoción al cd “One Eye To Morocco”, su último disco en solitario hasta la fecha. El propio Gillan, como ya anunció antes de comenzar esta serie de conciertos, interpreta algunas canciones de Deep Purple que no suelen tocar en directo como “Anya” –toda una exquisitez y seguramente el último gran clásico que compuso la formación clásica de Purple antes de separarse para siempre- o “Razzle dazzle”; además suenan algunos de los clásicos de su catálogo en solitario, pequeñas gemas como “Hang me out to drive”, “No more cane on the brazos”, “A day late and a dollar short” o “No lotion for that”, de su último disco en solitario. Al final resulta que Gillan toca en esta pequeña mini gira hasta trece canciones de Purple, incluyendo temas habituales del repertorio púrpura como “Perfect Strangers”, “Smoke on the water”, “Lazy”, “Hush” o “Black Night”; incluso deja estas dos últimas como bis, igual que con Purple. Resulta bastante curioso que incluya tantas canciones de Deep Purple en el set list de la gira por tan pocas de su carrera en solitario. 


También es especialmente llamativo el hecho de que no haya incorporado ninguno de los temas representativos de esos años dorados de su grupo en solitario llamado Gillan y que tan tozudamente se niega a reformar con sus antiguos ex camaradas para alguna gira o, aunque sea, algún concierto conmemorativo. Curiosamente en estos días sale a la venta una nueva y lujosa reedición en vinilo de esos mágicos discos que nunca llegaron a alcanzar el éxito que merecían y que cada año que pasa demuestran lo bien que han superado el test del tiempo. Este nuevo lanzamiento consiste en una caja que recoge los discos “Mr Universe”, “Glory Road”, “Future Shock”, “Double Trouble” y “Magic”. Aquellos cinco maravillosos e irrepetibles años comprendidos entre 1978 y 1982 en los que Ian Gillan, John McCoy, Colin Towns, Mick Underwood, Steve Byrd, Bernie Torme y después Janick Gers redefinieron lo que significa el estilo de vida del Rock n Roll en cada grabación, cada gira y cada actuación que ofrecieron. Estos entrañables forajidos exprimieron la vida tan intensamente durante esos años y compartieron tantas experiencias y sensaciones, tantas alegrías y decepciones, tantas ilusiones y esfuerzos, que forjaron unas marcas en sus corazones –para lo bueno y para lo malo- que todavía persisten de una manera u otra. Desgraciadamente cuando el ser humano convive y comparte de una manera tan vital, las heridas que quedan permanecen profundas; puede que por eso Ian Gillan siga sin querer reunir a sus antiguos compañeros, pese a que la mayoría de ellos han manifestado en determinados momentos que estarían abiertos a juntarse para conmemorar esos años de la Gillan Band. Resulta muy curioso que Gillan participase el año pasado en el concierto reunión del cincuenta aniversario de la publicación del primer single de Episode Six, el grupo en el que militó a principios de los años sesenta y en el que conoció a su compañero Roger Glover, pero no quiera saber nada de homenajes ni reencuentros con el que fue su grupo en solitario de principios de los ochenta; incluso en el dvd conmemorativo de sus cuarenta años en el mundo de la música, acertadamente titulado “Highway Star – A Journey In Rock” y publicado en 2007, pasa de puntillas por esa etapa tan importante y representativa de su música en solitario. En fin.


Habida cuenta de estos acontecimientos se dan los factores ideales para recuperar una nueva entrega de los discos fantasmas de nuestra adorada Garganta de Plata. Los primeros fríos y los delicados colores otoñales propios de este mes aseguran el caldo de cultivo necesario para recuperar la discografía en solitario de uno de los cantantes más influyentes y representativos de la Historia de la Música moderna; desde las maquetas que salieron a la luz del proyecto de musical infantil que nunca llegó a materializarse conocido como “Cherkazoo” hasta esa joya llamada “One Eye To Morocco” con la que tan acertadamente ha sabido mostrar al público su madurez como artista, Ian Gillan atesora un ramillete de discos en solitario más que recomendables para cualquier seguidor del Rock en sus distintas vertientes.
Igual de interesante que su discografía resultan los discos en los que ha participado a lo largo de todos estos años y que, por un motivo u otro, nunca llegaron a ver la luz del sol otoñal. Afortunadamente muchas de esas maquetas se han ido publicando, con mayor o menor presencia de los escrúpulos de los distintos editores participantes. Algo bueno debían de tener estos tiempos en los que la gente se descarga mayoritariamente los discos de modo gratuito, puesto que las compañías sacan maquetas y demos que hace veinte años sería impensable que viesen la luz. Hay que saturar el mercado para conseguir vender un puñado de cds más y eso permite que lleguen a nuestros oídos casi todo tipo de grabaciones, lo que para algunos de nosotros constituye una bendición, una especie de pequeño oasis dentro del árido desierto en el que se ha convertido el sufrido negocio musical.


Esta vez le toca el turno a un disco del que prácticamente no se ha sabido nada hasta hace relativamente poco tiempo, de hecho los datos que tenemos del mismo son escasos y poco concluyentes; vamos, que nos movemos en los parámetros propios de Ian Gillan. El disco en cuestión se llama “Sounds Spectacular” y estaba destinado a pertenecer a la saga de discos que salieron en los setenta bajo ese título. Se trata de una serie de discos recopilatorios en los que aparecen distintos artistas, las compañías de discos suelen ofrecer licencias a filiales o directamente negociar los derechos de determinadas canciones de éxito para publicarlas en estos recopilatorios. Este tipo de discos llevan apareciendo toda la vida y suelen ser de variada enjundia, tenemos desde cosas hechas con un cierto gusto o criterio hasta artilugios infumables e incomprensibles, tanto por la selección de artistas, canciones o estilos. Algunos de ellos se convierten en éxitos mundiales y la mayoría acaban en los expositores de las gasolineras y bares de carretera. Hay para todo. A mediados de los setenta aparecieron algunos volúmenes de esta serie "Sounds Spectacular" en particular, por lo que puede ser que Gillan se refiriese a uno de ellos que al final no llegó a materializarse.


Pues parece ser que a finales del año 1977 la entonces Ian Gillan Band, el interesantísimo proyecto musical de fusión progresiva que presentaba Gillan al mundo con poco éxito, había sido invitada a participar en una serie de conciertos junto a otros artistas entre los que se encontraba el tristemente fallecido Randy California. El objetivo era grabar estas actuaciones para publicarlas posteriormente en una especie de disco recopilatorio. Este proyecto supuestamente estaba patrocinado por una empresa de desodorantes; sí, como se puede leer. A priori el mundo de las empresas que se encargan de asegurar el buen olor de nuestras axilas y el Rock n Roll no parece que tengan mucho que ver, aunque matrimonios más extraños se han visto en el mundo de la música.

                               Randy California.                                            Ian Gillan.

El caso es que por lo visto durante el mes de Octubre de 1977 se llevaron a cabo esas actuaciones y parece ser que los conciertos se grabaron para su futuro uso. Lamentablemente nada más se supo del asunto. Conviene comentar que Randy California estuvo bastante ligado al universo púrpura durante esos años setenta, de hecho para algunos puristas debe ser considerado como miembro de los propios Deep Purple. Randy tuvo el honor de sustituir a un Ritchie Blackmore aquejado de hepatitis durante un tramo de la gira americana que realizó el grupo en 1972, dejando su impronta para siempre en el seno de la familia Purple. Finalmente solo actuó con el grupo en el show que se ofreció en Quebec el seis de Abril de ese año. En su día comentó Gillan que durante esa única actuación en el canadiense Coliseo de Quebec el grupo realizó una bonita interpretación del tema “When a blind man cries”, añadiendo Randy su propio toque bluesy de la escuela de Hendrix. Desgraciadamente no hay grabaciones de esas actuaciones –por favor; si alguien las tuviese o conociese dónde buscarlas, que lo haga saber YA-, por lo que constituyen una pieza de museo. Resulta curioso que Gillan comente que tocaron “When a blind man cries”, una canción compuesta por Ritchie Blackmore pero que el grupo nunca interpretó con él en directo porque parece ser que el propio Blackmore la detestaba. Puede ser que al tener la posibilidad de sustituir al malhumorado Man In Black para esa actuación la ensayasen previamente o que estemos una vez más ante el retorcido humor del querido Ian Gillan, siempre dispuesto a meterle una puyita de las suyas a Ritchie en cuanto tiene la oportunidad.


Volviendo al disco fantasma, no tenemos muchos más datos de los que acabamos de comentar. Pese a no haber logrado encontrar más información al respecto durante todos estos años, la fuente es fideligna: hablamos de la página web “Highway Star”, una de las más importantes y reconocidas dentro de toda la familia púrpura, por lo que habrá que darle el crédito que siempre se ha merecido. Según unos comentarios realizados por el propio Ian Gillan, su grupo realizó una serie de cinco conciertos en un paquete en el que se incluía Randy California junto con otros grupos; de hecho argumenta Ian que se grabaron los cinco conciertos, por lo que puede que estén pululando por ahí unas cuantas bobinas con las susodichas grabaciones. De cualquier modo, el siempre impredecible en aquellos años Randy California realizó poco después una gira por Europa junto con la Ian Gillan Band, por lo que la conexión está ahí y perfectamente se podría haber dado la circunstancia de los conciertos de Octubre grabados por el empresario contra los olores corporales.


Aunque no hay mucho más para cotejar los datos concuerdan y se corresponden, tenemos que señalar que existen cinco actuaciones realizadas en Octubre del 77 que están registradas en el histórico de conciertos en directo de Gillan. Durante ese mes la Ian Gillan Band realizó una serie de cinco shows en Reino Unido. Estas son las actuaciones:

04.10.77 Portsmouth.UK. Guildhall.
06.10.77 Glasgow. UK. Apollo.
07.10.77 Manchester. UK. Apollo.
09.10.77 Birmingham. UK. Odeon.
13.10.77 London. UK. Rainbow.

Curiosamente no aparece reseñado ningún concierto más durante ese mes. Está documentado que en el primer concierto también estaba incluido Randy California, por lo que es razonable pensar que actuaría en las siguientes fechas, pero no conozco más informaciones contrastadas al respecto. Estos son los datos conocidos, desgraciadamente no sabemos nada más de esas supuestas actuaciones, ni del resto de bandas implicadas, ni de la estructura del show, ni del repertorio u orden de temas interpretados… nada más. De este modo el terreno de las conjeturas queda completamente abierto a nuestras suposiciones e imaginación. Si la Ian Gillan Band realizó un set list típico de esa gira la cosa seguro que estuvo curiosa, pero si llegan a hacer otro repertorio distinto o junto a Randy California el asunto tomaría una dirección distinta: pasaría a ser la única vez en la que esta formación de Ian Gillan interpretase en vivo otras canciones más allá de los temas que solía llevar en sus directos, lo que tendría el plus de escuchar los toques Jazz fusión preparados para esa supuesta ocasión por parte de este grupo caracterizado por la habilidad instrumental de sus integrantes.

                                        Ian Gillan Band: "Rock n' Roll medley". Osaka. 12.9.77.

Si algún día el camino de Ian Gillan se cruza con el mío y se dan las condiciones para que podamos charlar durante unos minutos esta será una de las cuestiones que le plantearé… la otra será que me desvele el lugar en el que se hizo la foto promocional en la que se encuentra apoyado contra una pared y que apareció en el libreto promocional de su estupendo disco en solitario titulado “Naked Thunder”. Tonterías de fan descerebrado, supongo.





8 comentarios:

  1. Gillan debe tener una gran cantidad de maquetas de canciones, como bien has documentado. Estaría interesante que sacara un disco con algunas de esas grabaciones históricas. Hay muy buenas canciones por ahí que no han visto nunca la luz de modo oficial.

    Fran.

    ResponderEliminar
  2. ¿Y para cuando va a venir Gillan en solitario a España? Antes solía venir cada vez que giraba en solitario pero no toca por aquí desde los noventa. En solitario tiene cosas de mucha calidad. Antonio H.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque toque muchos temas de Purple estaría muy bien verle por aquí en solitario. lo que ocurre es que no hay un público en España para verle haciendo lo de la orquesta y no creo que ningún promotor se arriesgue a palmar. Luque

      Eliminar
  3. Ian Gillan = Mejor cantante de la vida

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy grande Gillan, pese a quien pese. Por Jorge

      Eliminar
  4. Ha sido el más grande pero no se ha cuidado nada y hace bastantes años que perdió muchísima voz. Puede que sea de los grandes cantantes que más ha perdido en cuanto ha ido cumpliendo años y es una pena. Otros como Halford u Ozzy han llevado mejor el paso del tiempo en lo que se refiere a la voz

    ResponderEliminar
  5. Ha perdido mucho, sobre todo en agudos (Strange kind of woman del Made in Japan ha influenciado a cientos de cantantes que han venido detrás de él), pero sigue conservando un tono muy bonito, eso se nota en el disco One Eye to Morocco.

    A mí también me encantaría verle en directo con el repertorio de su banda en solitario, nunca pude verlo y tiene muy buenos temas. Pienso que, pese a no meter esos gritos de otra galaxia, puede seguir haciendo de manera digna cosas como No laughing in heaven o Unchain your brain. Javi Galán.

    ResponderEliminar
  6. Naked Thunder es el mejor disco de Ian Gillan en solitario, y si me apuras mucho casi de Deep Purple.

    ResponderEliminar